Un estudio publicado en diciembre pasado mostró que las infecciones en personas que ya han sido vacunadas contra el COVID-19 aumentan significativamente la respuesta inmune a varias versiones del virus, generando una ‘superinmunidad’ percibida, por otro lado, como un avance al final de la pandemia. .

Fuente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.