Fumar cigarrillos tradicionales o no combustibles mientras se lleva una mascarilla quirúrgica da lugar a un aumento doble del monóxido de carbono exhalado ya un deterioro de la función de los vasos sanguíneos en comparación con los periodos sin mascarilla. Esta es la conclusión de una investigación que se publicó en el ‘European Journal of Preventive Cardiology’, una revisión de la Sociedad Europea de Cardiología.

Fuente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.